TODO SOBRE EL AUMENTO DE PECHO

El aumento de pechos, también conocido como aumento de senos, implica el uso de implantes mamarios o la transferencia de grasa para incrementar el tamaño de los senos.

Este proceso también puede recuperar el volumen mamario que se redujo después de una pérdida de peso o de un embarazo, conseguir un pecho con una forma más redondeada o evitar la asimetría natural del tamaño del pecho.

El aumento de pecho también es llamado mamoplastia de aumento.

Cuando se hace uso de grasa de otra parte del cuerpo de la paciente para conseguir un volumen mamario más favorable, el proceso se denomina aumento mamario por transferencia de grasa.

¿Qué logra la operación de aumento de pecho?

La operación de aumento de pechos busca:

  • Incrementar el volumen y proyección de los pechos.
  • Favorecer el equilibrio de los contornos de pecho y cadera.
  • Aumentar la autoestima y confianza.

Los implantes mamarios también se pueden usar para recuperar el pecho después de una mastectomía o lesión.

¿Qué es lo que la cirugía de aumento de senos no puede conseguir?

El aumento de pechos no mejora unos pechos demasiado caídos. Se puede requerir un levantamiento de pechos junto con un aumento de pecho para conseguir que los pechos caídos vuelvan a elevarse y a tener el volumen deseado.

El levantamiento de pechos suele hacerse al mismo tiempo que el aumento de pecho pero también hay casos en los que puede ser necesario que se realice dicha operación por separado. Tu cirujano plástico te ayudará a decidir qué hacer.

¿Quién puede hacerse un aumento de pecho?

El aumento de pechos es una decisión muy personal, y es importante que se lleve a cabo por nuestra propia decisión y no porque alguien cercano nos diga que debemos hacerlo, incluso aunque ofrezca su dinero para realizar la operación de aumento de pecho.

Cuando decides por ti misma que quieres realizarte un aumento de senos, tu nivel de satisfacción será máximo.

Eres una buena candidata para el aumento de pechos si:

  • Estás sana y no estás embarazada ni en periodo de lactancia.
  • Tus expectativas son realistas.
  • Tus pechos están totalmente desarrollados.
  • Te molesta notar que tus pechos son muy pequeños.
  • No estás contenta con la pérdida de forma y volumen de tus pechos tras el embarazo, una pérdida de peso o el envejecimiento.
  • No estás contenta con la parte superior de tus senos ya que dan la sensación de estar vacíos.
  • Tus pechos son asimétricos.
  • Tus pechos no se desarrollaron de forma normal o presentan una forma alargada.

Si estás pensando en realizarte una operación de aumento de pecho, tómate tu tiempo para ver fotos de aumento de senos y así sabrás qué esperar durante la recuperación.

Saber en qué consiste la cirugía antes de someterse a ella ayuda a los pacientes a tener expectativas razonables y una recuperación más suave.

Operación de aumento de pecho

¿Qué debo esperar durante una consulta para el aumento de pecho?

Durante una consulta de aumento de pecho saldrán los siguientes temas:

  • Motivos por los que deseamos someternos a una operación de aumento de pecho, nuestras expectativas y el resultado deseado.
  • Estado de salud, alergias medicamentosas y tratamientos médicos anteriores.
  • Tratamientos actuales, vitaminas, suplementos nutricionales, consumo de alcohol, tabaco y drogas.
  • Antecedentes familiares de cáncer de mama y resultados de mamografías o biopsias anteriores.

Tu cirujano plástico también podrá:

  • Examinar tu estado de salud y cualquier condición de salud preexistente.
  • Evaluar y medir tus pechos, incluyendo las medidas de tamaño y forma, la calidad de la piel y la colocación de los pezones y areolas.
  • Solicitar fotografías.
  • Exponer sus opciones y proponer un tratamiento.
  • Comentar los posibles resultados del aumento de pecho y cualquier riesgo o complicación.

La consulta es el lugar ideal para solucionar todas nuestras dudas preguntando a nuestro cirujano plástico. Para ayudarte hemos hecho una lista de preguntas que debes hacerle a tu cirujano cuando vayas a consulta.

Es importante que entiendas todos los aspectos que engloba una operación de aumento de pecho. Es natural estar nerviosa ya sea por la emoción de verte con tu nuevo pecho o por el estrés preoperatorio. No seas tímida a la hora de hablar con tu cirujano plástico.

¿Qué preguntas debo hacerle a mi cirujano plástico sobre el aumento de pechos?

Utiliza esta lista de preguntas durante tu consulta sobre la operación de aumento de pechos:

  • ¿Está formado específicamente en el campo de la cirugía plástica?
  • ¿Cuántos años de formación en cirugía plástica posee?
  • ¿En qué hospitales ha trabajado?
  • ¿El centro quirúrgico posee todos los permisos necesarios?
  • ¿Soy una buena candidata para el aumento de pecho?
  • ¿Qué debo hacer para conseguir los mejores resultados?
  • ¿Dónde y cómo se realizará la operación de aumento de pecho?
  • ¿Qué forma, tamaño, textura, sitio de incisión y de colocación me recomienda?
  • ¿Cuánto tiempo tendré que estar recuperándome y qué tipo de ayuda necesitaré durante mi recuperación?
  • ¿Cuáles son los riesgos y complicaciones asociados con la operación de aumento de pecho?
  • ¿Cómo se manejan las complicaciones?
  • ¿A cuántas operaciones adicionales relacionadas con implantes mamarios tendré que someterme?
  • ¿Cómo se verá afectada mi capacidad de dar el pecho a mis futuro bebés?
  • ¿Cuáles son mis opciones si no estoy contenta con el resultado de mis implantes mamarios?
  • ¿Tiene fotos de aumento de pechos antes y después para poder ver dicho proceso y qué resultados son razonables para mí?

Si quieres saber cuánto cuesta un aumento de pecho, puedes consultar el precio del aumento de pecho.

¿Cuáles son los riesgos del aumento de pecho?

El momento de decidir que vas a realizarte una operación de aumento de senos es muy personal y tendrás que tener en cuenta los beneficios que obtendrás pero también los riesgos y posibles complicaciones de la operación de aumento de pechos.

Esta decisión sólo la puedes tomar tú.

Tendrás que firmar los formularios de consentimiento para indican que comprendes completamente el proceso y sus riesgos y posibles complicaciones.

Los posibles riesgos de la operación de aumento de pecho incluyen:

  • Riesgos de anestesia.
  • Hemorragia.
  • Hematoma.
  • Infección.
  • Cambios en la sensación del pezón o los senos.
  • Cicatrización deficiente.
  • Posición incorrecta o defectuosa del implante mamario.
  • Fuga o rotura del implante mamario.
  • Formación de tejido cicatricial alrededor del implante mamario (contractura capsular).
  • Acumulación de fluidos (seroma).
  • Arrugas de la piel sobre el implante mamario.
  • Dolor persistente.
  • Posibilidad de cirugía de revisión.

Es importante que hagas todas las preguntas que consideres necesarias a tu cirujano plástico.

Seguridad de los implantes mamarios.

Los implantes mamarios no afectan la salud de los pechos.

Varias investigaciones científicas realizadas por grupos independientes no han encontrado asociación entre los implantes mamarios y las enfermedades autoinmunes u otras enfermedades sistémicas.

Otras consideraciones a tener en cuenta son:

  • No hay garantía de que los implantes mamarios duren para siempre, por lo que existe la posibilidad de que sea necesaria realizar una futura operación para sustituir uno o ambos implantes mamarios.
  • El embarazo, la pérdida de peso y la menopausia pueden favorecer la aparición de pechos aumentados a lo largo de la vida.
  • El aumento de pecho exige examinar con frecuencia el estado de salud de los pechos y así evaluar el estado de los implantes mamarios.